Congreso: Candil de la calle y Oscuridad de su casa

Congreso: Candil de la calle y Oscuridad de su casa

55
0
Compartir

Desde el inicio de la actual Legislatura, el Congreso del Estado ha condicionado la aprobación de los presupuestos estatal y municipales, basados en los temas de transparencia y opacidad.

Sin embargo, es el mismo Poder Legislativo quien no cumple con las normas básicas de transparencia.

Basta con revisar la página de internet donde, desde el 2017, no se ha actualizado el padrón de proveedores y tampoco aparece el sueldo, ni prestaciones de los diputados.

Aunque el Congreso ha criticado los gastos de las dependencias estatales y órganos como el Poder Judicial o la Fiscalía estatal, a la que le han negado aumentos para el ejercicio 2020, pareciera que en cuestión de recursos, el legislativo se sirve con la cuchara grande.

Ante estás irregularidades, se esperaría que la Comisión de Transparencia y Acceso a la Información haga su trabajo y le exija a los diputados poner en práctica la primera regla para la rendición de cuentas.

En definitiva, el Congreso del Estado no tiene calidad moral para señalar los malos manejos de recursos en otros órganos de gobierno, tampoco, para desaprobar lo que en la practica les sale muy bien, que es la opacidad.

Con este fin, es necesario seguir revisando el actuar de los legisladores y ponerle lupa a las nóminas, donde, hay mucha tela de dónde cortar.

No hay comentarios

Dejar una respuesta