Estado usa la Pandemia con fines Recaudatorios: CADHAC

Estado usa la Pandemia con fines Recaudatorios: CADHAC

425
0
Compartir

Mas allá de ser una medida que le ayude a loa ciudadanos a superar la crisis de salud y económica provoca por el COVID-19, las acciones del gobierno del estado parecen tener un fin recaudatorio, señaló la directora de CADHAC, Consuelo Morales.

En el contexto de la pandemia, dijo que las medidas respecto al transporte público anunciadas por el gobierno de Nuevo León son un abuso y un golpe económico para las familias neolonesas más vulnerables, además de no ser una medida efectiva para evitar la propagación del virus.

“Es cada vez más evidente que el gobierno estatal busca usar la pandemia para recaudar dinero de las personas más necesitadas. Estas medidas no parecen tener relación con un plan serio y científicamente asesorado para contener la dispersión de la enfermedad, en estos momentos la idea sería garantizar la movilidad a las personas que por necesidad requieren este servicio, limitarla es un sinsentido”, subrayó.

Consuelo Morales, comentó que el gobierno ha anunciado la intención de incrementar un 20% en el costo de los viajes en transporte público durante el horario nocturno (de las 23:00 horas a las 5:59 horas) y una nueva obligación de las empresas de brindar transporte privado a sus trabajadores o arriesgarse a ser cerradas, sin embargo, el gobierno del estado debe tomar las medidas necesarias para garantizar que los usuarios puedan seguir desplazándose a sus trabajos con tranquilidad, seguridad y sin mayores costos.

“Estas medidas no harán más que dañar la economía de miles de familias que dependen del transporte público para sus actividades esenciales. En medio de la crisis económica, el gobierno pretende que se cobre más a las personas que trabajan en horario nocturno o que, al terminar su jornada laboral, tienen que emprender un largo trayecto para regresar su domicilio”; declaró la Hna.

CADHAC considera que, en el contexto económico y social actual por la pandemia de COVID-19, obligar a las empresas a adoptar sistemas de transporte privado para sus empleados puede repercutir en la estabilidad financiera de miles de centros de trabajo, agravando la crisis económica y provocando una eventual afectación para los trabajadores y para la comunidad en general. Esta decisión puede tener consecuencias negativas para la entidad y el gobierno debería reconsiderar su postura.

«CADHAC observa con preocupación que en días recientes se impusieron cientos de multas a choferes de transporte público, al parecer por no usar cubrebocas o por usarlos inapropiadamente. Si bien el Estado tiene el deber de proporcionar un transporte público seguro, debería privilegiar el diálogo con las empresas de transporte y brindar asesoría experta para el diseño de protocolos durante la pandemia y que las empresas proporcionen a sus trabajadores todos los elementos de protección necesarios, incluyendo cubrebocas.

«En caso de que haya acciones que realmente ameriten una sanción económica, se debería multar a las empresas de transporte, no a sus empleados, indicó.

Con respecto a lo contenido en el Proyecto de Reglamento de la Ley de Movilidad Sostenible y Accesibilidad para el Estado de Nuevo León, que está en consulta pública hasta el 28 de julio, mencionó que se debe de recordar que el derecho a la movilidad está reconocido constitucionalmente y advierten que existe una “cláusula sospechosa”, ya que no hay una justificación para generar un trato diferenciado entre los usuarios de tarifa “Nocturna” y los de otros horarios.

«Conviene destacar que el artículo 3, último párrafo de la Constitución Política de Nuevo León, dispone que se tiene que favorecer al usuario del transporte.

«El aumento en el número de contagios manifiesta que las medidas tomadas hasta ahora por el gobierno del estado NO han sido eficientes y atentan contra los derechos humanos, concluyó.

No hay comentarios

Dejar una respuesta