Ya no habrá excesos como el Avión Presidencial: AMLO

Ya no habrá excesos como el Avión Presidencial: AMLO

264
0
Compartir

Desde el antiguo hangar presidencial y con al avión presidencial, el presidente Andrés Manuel López Obrador informó que decidió hacer la reunión de seguridad en ese lugar para informar sobre el avión que se adquirió durante el gobierno de Felipe Calderón para que se usara durante el gobierno del presidente Peña Nieto.

Indicó que ya se va a informar sobre la historia de la compra de este avión para que no haya duda o malas interpretaciones, ya que el propósito es dar a conocer al pueblo de México cómo se malgobernaba al país y cómo había lujos en el gobierno durante todo el periodo neoliberal.

“Era un gobierno de ricos, para ricos, con un pueblo pobre. Esa fue la forma de gobierno durante el periodo neoliberal, ese fue el distintivo de los periodos neoliberales. Todo esto lo tenemos que estar subrayando porque hay quienes quiere regresar a esa forma de gobierno, añoran, aspiran a que continúe la corrupción, los privilegios, esa es la característica de la oposición conservadora.

“Hemos hecho el compromiso de transformar a México. Se va a acabar con la corrupción, se va a desterrar la corrupción del país y ya se está avanzando en ese propósito, y se acaban los lujos en el gobierno, el derroche, los gastos superfluos”, comentó.

López Obrador dijo que el presupuesto es dinero del pueblo y se va a destinar siempre a apoyar a la gente que más lo necesita para garantizar el bienestar del pueblo.

“Ya no es un gobierno al servicio de una minoría, es un gobierno del pueblo, para el pueblo y con el pueblo.

“Este avión es un ejemplo de los excesos que se cometieron. Se iban a terminar de pagar por este avión cerca de siete mil millones de pesos, siete mil millones de pesos, porque fue un financiamiento. Nada más el costo de mantenimiento, de viajes al año significa alrededor de 150 millones de pesos.

“Este hangar costó casi mil millones de pesos para guardar el avión, mil millones”, recalcó.

Asimismo, el titular del ejecutivo federal, mencionó que con el otro negocio que tenían proyectado con la construcción del nuevo aeropuerto de Texcoco es que se iba a cerrar el actual aeropuerto, y se tenía que desmontar ese hangar porque se iba a cerrar el actual aeropuerto-

“Se tenía proyectado utilizar las 600 hectáreas para hacer una especie de Santa Fe, un gran negocio inmobiliario, y además se iba a cerrar el aeropuerto de Santa Lucía, la base aérea de Santa Lucía.

“Acabo de inaugurar una ampliación en este aeropuerto, costó 500 millones la ampliación en el aeropuerto y esto lo cobraron en mil millones, el hangar.

“Entonces, vamos a continuar combatiendo la corrupción y con el plan de austeridad republicana, entendiendo que la austeridad, como lo he dicho muchas veces, no es un asunto administrativo, es un asunto de principios. No podemos permitir los privilegios en el gobierno”, indicó.

Fíjense el nivel de irracionalidad al que se había llegado, el nivel de enajenación con el lujo, con los privilegios, que se atrevieron a ponerle a este avión José María Morelos y Pavón.

¿Qué decía Morelos en sus Sentimientos de la nación? cuestionó al momento que destacó el nivel de irracionalidad al que se había llegado, el nivel de enajenación con el lujo, con los privilegios, que se atrevieron a ponerle a este avión José María Morelos y Pavón.

“Que se modere la indigencia y la opulencia, que se eleve el salario del peón, que se eduque al hijo del campesino, igual que al hijo del más rico hacendado, que haya tribunales que defiendan al débil de los abusos que comete el fuerte.

Morelos, que encarnaba la lucha por la igualdad, imagínense. A lo mejor si le hubiesen puesto Agustín de Iturbide, Antonio López de Santa Anna, Porfirio Díaz, Carlos Salinas de Gortari, tendría más apego a la realidad.

“Ahora es gobierno del pueblo para el pueblo y con el pueblo. Y sé muy bien que esto no les gusta a mis adversarios, les ofrezco disculpa por las molestias que les puedan causar mis palabras, pero ya es el momento de decir basta y acabar con la corrupción y de seguir impulsando la transformación de México.

Un cambio verdadero, donde todos podamos vivir con justicia de manera fraterna, que haya igualdad, que seamos verdaderamente solidarios, sin odios, sin rencores, un México amoroso, un México con felicidad”, concluyó López Obrador.

 

 

No hay comentarios

Dejar una respuesta